CARTA A UN(A) ESTUDIANTE DE LICENCIATURA

Alex Silgado Ramos

Resumen


Esperé a que se apagara el ruido de las horas,
y luego de una noche y un sueño profundo, quise
buscar el lugar de la calma en la madrugada,
cuando todo renace en el canto de los pájaros,
y así encontrar una palabra reposada con que
decirte algo. No quería la prisa de la clase en la
que a veces la palabra vital se resiste. Si mal no
recuerdo, era mi abuelo quien decía que el ruido
y la prisa solo traían cansancio y que de ello nada
bueno quedaba, solo más cansancio, hastío. Por
eso esperé este momento, tú no mereces una
palabra cansada, ni agotada, ni agobiada.


Texto completo:

PDF

Enlaces refback

  • No hay ningún enlace refback.